Siendo hija de inmigrantes algunos creen que mi discurso debería reflejar las bondades y oportunidades de la inmigración. Según algunos políticos son la oportunidad de la sociedad y quienes pagarán las pensiones del futuro. De este discurso han surgido las fracasadas políticas de la multiculturalidad, diversidad y otros mensajes simplistas.

La inmigración es un fracaso bilateral, una solución falsa para luchar contra los motivos que llevan a las personas a emigrar

Es cierto, la inmigración es una oportunidad pero ¿para quien? ¿Realmente somos conscientes de los efectos de la inmigración en los países emisores? Quien deja su país busca una oportunidad individual de avanzar. Esto ha sucedido siempre, es una constante de los movimientos de personas. Escapar de la precariedad, de la desigualdad por la puerta falsa. Porque ¿qué efectos ha tenido el mensaje de los inmigrantes que cada verano volvían a sus países con las divisas? ¿Que el triunfo y el avance es ser cocinero?

¿Qué recursos tienen los profesores, los universitarios que en países en vías de desarrollo con una gran tasa de analfabetismo, para convencer a los jóvenes y a sus padres que el verdadero avance el verdadero desarrollo es la formación? 
La inmigración es un fracaso bilateral y una solución  falsa para luchar contra los verdaderos motivos que llevan a las personas a emigrar.

La desigualdad social, la falta de derechos, se combaten en el territorio con una población formada. Mientras no se trabaje en el territorio, continuarán los mismos problemas, seguirán los mismos dictadores y las políticas europeas solo servirán para fotos de postureo del welcome. El resultado será la saturación de su sistema social generando una subsociedad en contraposición a sus principios éticos políticos y democráticos.

Igual que en España sabemos que es un drama perder talento científico, ese mismo sentimiento deberíamos sentir cuando la hipocresía política fomenta la inmigración vaciando aulas, retrasando el desarrollo.  Quizás la solución real no es welcome sino el trabajo real sólido en los países de origen: luchar contra el analfabetismo de manera real, desarrollar la democracia y los derechos humanos como algo real que se implante. 

Ahora, a mi edad adulta, si repaso el proyecto migratorio de mi padre sé que solo le sirvió a el y seguramente en sus vacaciones en Marruecos pudo lucir su poder adquisitivo pero también sé que provocó que muchos jóvenes dejaran de escuchar a sus profesores y pusieran su vista en el mar con un falso concepto de éxito condenándoles al aviso de exponer sus vidas al mero azar. No es admisible el actual modelo de inmigración ni las leyes migratorias. No todos los problemas se solucionan con huir, ni toda África tiene cabida en Europa. 

inmigración

Fanfan y Ludiana te mantienen al día de las novedades en entretenimiento, y te ofrecen servicios de comunicación y herramientas estratégicas para gestionarla. Si quieres estar al día de la actualidad de FanFan y enterarte antes que nadie de todo lo que publicamos, síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter, InstagramIvoox, Spotify YouTube

Dejar respuesta

¡Deja un comentario!
Nombre