Marina Garcés

Marina Garcés: «lo posible no puede ser una cárcel»

Dice Doris Lessing en alguna de las Conferencias Massey que la especie humana cuenta con una enorme cantidad de información precisa pero no la utiliza para mejorar la vida de la gente. Y añade que seremos recordados por esa paradójica impotencia. Algo similar subyace en Nueva ilustración radical, el libro de Garcés en el que propone una insumisión contra lo que llama la ideología póstuma, la que da por perdida toda esperanza de futuro. La conversación transcurre en la Biblioteca Jaume Fuster de la Plaza Lesseps de Barcelona: un espacio público, un lugar de cultura, una arquitectura abierta a la participación. Uno entiende enseguida que en la elección del lugar hay un mensaje.
Leila Guerriero

Leila Guerriero: «la solución a la crisis de los medios es la calidad»

En el saludo entrega una mano firme, grande, que aprieta con fuerza mientras mira a los ojos sin pestañear. Guerriero viene de algún taller de periodismo sobre la Crónica, ese género en el que el periodismo se enreda en los hechos para construir un relato armado con el rigor de lo objetivo y los hallazgos de una mirada subjetiva. En Una historia sencilla, publicada por Anagrama, el tema es la épica de los hombres comunes (“Ésta es la historia de un hombre que participó en una competencia de baile”) En un momento del relato la autora abre un paréntesis para dirigirse al lector: “Un hombre común con unos padres comunes luchando por tener una vida mejor, o en todo caso no más extraordinaria que la de muchas familias pobres. ¿Nos interesa leer historias de la gente como Rodolfo? ¿Gente que cree que la familia es algo bueno, que la bondad y Dios existen?"
Cayetana Álvarez de Toledo

Cayetana Álvarez de Toledo:» no soy víctima como mujer; no pertenezco a ningún colectivo»

Tiene un aire quijotesco, una mirada soñadora, y una voz grave que contrasta con su cuerpo, delgado como una nota musical. Las manos. Las manos vuelan durante la conver- sación, hacen gavillas con su pelo, lo recogen, lo sueltan, se abren, y solo reposan cuando escucha las preguntas. Sus manos quietas son dos pájaros en las ramas de un árbol. Caye- tana irrumpió en el periodismo, luego combatió en un PP que abandonaba la batalla de las ideas, y ahora milita en la libertad y la igualdad de los españoles. Cayetana irrumpió en el periodismo con algunos artículos valientes de defensa constitucional frente a las im- posiciones violentas del secesionismo. Regresó al PP con Casado, pero esa es una aventura posterior a esta entrevista.
Betty Garcés

Betty Garcés, la soprano que vino de la salsa

Primero fue escuchar su voz soberana en una sala del Real. Madrid se apagaba en el incendio de julio tras la cristalera de los altillos del teatro. Betty volaba por Puccini, por Granados, por Sor Juana Inés de la Cruz, y terminaba el recital con requiebros pícaros en la Romanza de Cecilia Valdés, entre aromas de habanera. La soprano venía del Corral de Comedias de Almagro, de evocar el Siglo de oro en las dos orillas, la americana y la española: Lope de Vega, Góngora, Quevedo y Sor Juana. Llega a la cita vestida de domingo feliz, con el color exótico del trópico, frutal y luminosa como un puesto de helados a orillas del Caribe. La soprano habla con una voz de color oscuro, y redondea las erres del español hasta dejarlas curvas y doradas, como los adornos de un retablo barroco.
Rosa María Calaf

Rosa María Calaf: «Vivimos en un continuo simulacro»

“Ahora todo es un simulacro. Estamos en un permanente simulacro”, dice Calaf. Nos sentamos junto a una chimenea de troncos fingidos, eternos. Un fuego de gas simula un entrañable hogar, un rincón íntimo. Las llamas acarician unos leños indiferentes al fuego. Nos hemos citado en el Club Financiero, alturas de Madrid. Fuera sopla un ventarrón frío y desapacible, y la terraza de club es como un mascarón que tiembla en medio de la tempestad. La charla discurre por los senderos de la vida de Calaf, que nació con un atlas bajo el brazo.
Influencer

‘Influencer Marketing’, la llave para conectar con tu público

Cuando los clientes de una marca hacen más caso a sus amigos, a sus familiares, a las personas con las que se identifican, con las que comparten valores, estilo de vida, hcaen más caso a todos ellos que a la publicidad, estamos en la era de la influencia. Nuestras decisiones ya no vienen marcadas por las grandes cabeceras mediáticas o por las campañas que lanzan las marcas, sino por nuestra red, nuestras redes, las redes sociales. Así que las marcas, desde hace un tiempo, recurren a personas que tienen influencia.
Victoria Subirana

Victoria Subirana, la maestra en Katmandú

Ríe. Ríe como las personas que han llorado mucho. Cuando el relato se hace crudo la risa crece. Cuando cesa, es que todavía llora por ese tramo de su vida que aún duele. Pero eso solo sucede en un punto de la conversación. Mira con atención. Y si en la conversación aparece una copla o un fandango, se desnuda de su acento catalán y canta con aire flamenco. Ha cumplido treinta años como maestra en Katmandú, en el Nepal más pobre.
Sara Giménez

Sara Giménez, una vida contra el racismo

Esta entrevista forma parte del libro Cuéntame algo bueno. Conversaciones con mujeres, publicado por Ludiana editores, con entrevistas a 43 mujeres excelentes.
Beatriz de Moura

Beatriz de Moura: «Todo es azar, salvo el talento y la inteligencia»

Entrevista con Beatriz de Moura, una de las entrevistas del libro Cuéntame algo bueno, conversaciones con mujeres, de Ludiana editores
David Ulloa, dirigiendo La Peste

David Ulloa: ‘La Peste 2’ «ha sido una experiencia muy bestia»

Es posible que el nombre de David Ulloa no sea suene demasiado gran público que acude al cine o ve series. Sin...
La peste. En el patio

‘La peste’, la mano de la Garduña

En la segunda temporada la peste es el crimen organizado ‘La Peste’ es una ficción original de...
Entrevista a Yalil Guerra

Yalil Guerra «La música es una galaxia de conocimiento y experimentación»

El pasado 25 de septiembre se hizo público el listado con los nominados a los premios Grammy Latino 2019, y son...

El ‘viaje a la luna’ celebra su 50 aniversario

El 20 de julio de 1969 se produjo uno de los mayores hitos de la historia del mundo,...

Christoph Waltz: «la tecnología facilita, pero está subordinada a la historia»

Christoph Waltz nos trae su último trabajo en 'Alita: Angel de Combate' donde se desmarca de sus papeles de villano para abordar...
crisis

Álvaro Lodares: «Dicen que los economistas solo avisamos de las crisis cuando llegan»

El próximo 11 de julio sale a la luz la segunda edición de ¿El final de la crisis? (Editorial Punto Rojo),...
Entrevista a Eva Ugarte por la serie Mira lo que has hecho

Eva Ugarte: «Berto y yo no solo funcionamos como pareja en la ficción como...

Tras una primera temporada que terminó con los protagonistas recuperando la llama del amor, llega la segunda temporada de Mira lo que...

Lorena Franco, actriz y escritora: “En unos meses volvemos a la acción”

La intérprete debuta en Bollywood con la película Paharganj, dirigida por Rakesh Ranjan Kumar, cuyo estreno será el 12 de abril. Da...

Berto Romero: «Hemos hecho una serie muy sincera en la que se habla de...

Berto Romero presenta la segunda temporada de Mira lo que has hecho, el segundo de una serie pensada en tres actos, y que...

CONECTA CON NOSOTROS

6,069FansMe gusta
1,543SeguidoresSeguir
1,780SeguidoresSeguir
- Ad - An image

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

asalto a la democracia

‘Asalto a la democracia’, una revolución de resultado imprevisible

Asalto a la democracia. Jaime Ignacio del Burgo. Editorial La Esfera de los libros
gran renuncia

El fenómeno de la Gran Renuncia llega a España

Nuevas generaciones con intereses diferentes, (Millenials y Generación Z), la consciencia postpandemia de la brevedad de la vida y el aumento de...
Pérez Siquier

Pérez Siquier, el cazador de imágenes

Un cazador. Era banquero y dejó la caja, los balances y el arqueo de la contabilidad para dedicarse a su pasión: la fotografía. La descubrió en las calles de La Chanca, el barrio de Almería que cuelga de la Alcazaba. Eran los años 50. Finales de la década. Pérez Siquier se adelantó a la curiosidad de Goytisolo, que publicó su novela/reportaje en París en el año 62. En España no se publicaría hasta veinte años después, en 1981. A Goytisolo le declararon persona non grata por aquel relato de las condiciones infrahumanas en las que vivía aquella gente. Nada especial esa declaración si tenemos en cuenta que un alcalde, después de leer su otro libro de viajes, Campos de Níjar, prometió colgarle de los testículos si volvía a aparecer por aquella tierra. No estaban para bromas.
Flipboard