Julia Fullerton

Julia Fullerton-Batten y el arte de la contorsión

Deslumbrada por la enorme fuerza y ​​flexibilidad de un grupo femenino de jóvenes contorsionistas, la embajadora de Hasselblad, Julia Fullerton-Batten, ha realizado unas brillantes fotografías de estas chicas que mantienen posiciones inimaginables. Utilizando su iluminación cinematográfica característica en contraste con habitaciones espectaculares que se encuentran en Inglaterra, las imágenes de Julia nos brindan una nueva mirada de una de las formas de arte físico más antiguas que nos traslada a civilizaciones remotas en el tiempo.
Mujeres en Segovia. Wunderlich

Otto Wunderlich , el alemán que retrató la España de los años veinte

La foto de portada de nuestro artículo está tomada en el Paseo de la Castellana, en un Jueves Santo. Otto Wunderlicht era un fotógrafo alemán. Recorrió España captando paisajes, pero también haciendo fotos por encargo profesional pero también para su propio archivo personal. El Instituto del Patrimonio Cultural de España ha digitalizado más de cuatro mil imágenes de Wunderlich.
Linus Englund

Linus Englund y el delicado drama de la naturaleza nórdica

Linus Englund tiene la naturaleza a un tiro de piedra. Vive en Smaland, Suecia. El bosque está en la puerta de su casa. Por eso no es exagerado recordar la máxima del clásico, que afirmaba que las buenas fotografías están en la puerta de tu casa, basta con empezar a mirar para encontrarlas. Linus Englund tiene un sistema peculiar: "busco los detalles, por ejemplo el brillo de los rayos del sol entre los árboles del bosque. Muchas veces no hay un tema concreto. El objeto de la fotografía consiste en recrear el sentimiento que tienes al contemplar un instante de luz entre los árboles, con una luz concreta y en un momento muy preciso".
Catanian Man

Catanian Men, la calidez de los boxeadores de Sicilia

Durante cuatro semanas del verano pasado, en Catania, cuando el gobierno italiano alivió las restricciones de confinamiento, el fotógrafo capturó los amaneceres de la isla y a los hombres la levantan entre otras cosas. El verano pasado, el fotógrafo Theo Cottle aprovechó la oportunidad de alquilar un piso en Catania, Sicilia, que le había ofrecido un amigo. Había visitado la ciudad años atrás y la rica historia, en particular su ornamentada arquitectura barroca y rococó, la comida tradicional (¿alguien quiere albóndigas de caballo?) y el mar cristalino le dejaron huella. Pero esta vez fue diferente, ya que la pandemia global dejó a Cottle, como a muchos de nosotros, en casa durante la mayor parte del año.
denis rueda

Anna Denis y Daniel Rueda, el juego con las formas y la arquitectura

Nacieron el mismo año (1990), se conocieron en la Universidad politécnica de Valencia, y ellos dicen de si mismos que son "contadores de historias, fotógrafos y exploradores del mundo" De los mundos, por ser más precisos. Porque sus fotografías exploran, en efecto, las asociaciones escondidas en las formas, el juego con los colores y la arquitectura. Su estilo es sencillo, luminoso, inspirado por la creatividad, minimalista, de una exquisita precisión, sometido a una estética delicada. Utilizan luz natural, objetos cotidianos, formas disponibles en las calles. Y le ponen a todo un sentido del humor ligero, aéreo, y una ironía jovial. Si quieren saber más de su obra, asómense a su cuenta de Instagram, que es toda una invitación a jugar con las formas, con los colores, con las conexiones mentales entre las cosas. Hasselblad les han nombrado embajadores de la marca.
Sid Avery

Sid Avery, el fotógrafo que retrató el Hollywood dorado

Audrey Hepburn, James Dean, Elizabeth Taylor, Marlon Brando..., actores del Hollywood dorado, fueron retratados por Sid Avery. En octubre de 2018 se cumplieron cien años de su nacimiento. Hasselblad, la marca que utilizó Avery en sus trabajos, está celebrando esa fecha redonda con un recuerdo de su trabajo. Avery es el fotógrafo de la edad de oro en el cine, y una referencia en el mundo de Hollywood de las décadas de los 40 y los 50. No solo trabajó en algunos de los grandes rodajes de la época sino que entró en la intimidad de los grandes actores y actrices de la época.
Girls

‘Girls! Girls! Girls!’, las mujeres más sexys sin permiso de Irene Montero

Una ya ve estos libros como material prohibido. Eso les añade un punto picante extra. en un país que va camino de prohibir el rosa por su cualidad opresora, o en el que las series tendrán que tener una cuota baja de guapas para no ofender a las que no lo son tanto, Girls parece un libro de contrabando. Y tan solo es una celebración de la belleza, del erotismo, y de la buena fotografía. De la estética. Ya saben que el escándalo, en estos casos, está en la mente del que mira, más que en el contenido de lo que mira. Pero en estos tiempos de puritanismo, una tiene que hacer esta introducción para poner algunas cosas en su sitio. Más o menos.
antigua

Antigua, el encuentro de Pío Cabanillas con la fotografía de los maestros clásicos

Mientras trataba de fotografiar la exuberante belleza de la selva maya, Pío Cabanillas fue sorprendido por la celebración de la semana de Pasión en la ciudad de Santiago de los Caballeros de Guatemala, más conocida como Antigua.
India Tania Abitbol

La belleza de India en el ojo de Tania Abitbol

"Hay tantas indias, tan diferentes" Es la primera frase de un libro de imágenes. Las mil indias es un texto que introduce al lector en la complejidad de un país que es un continente, con mil realidades, con mil caras. Imposible abarcar su complejidad en un solo tomo de fotografías. Por tanto, la fotógrafa elige su propia India, compuesta por un mosaico de realidades diversas. Una vida no bastaría para abarcar toda India. Incluso una vida de fotógrafa dedicada a Asia. Porque se trata de reflejar "el bullicio ensordecedor que inunda las grandes ciudades, el ritmo sosegado y alegre que impregna el aire del sur, la locura indescriptible que se experimenta al desplazarse en tren, la espiritualidad que reina en los templos y lagos sagrados". El lector tiene en sus manos un libro lleno de belleza, de color, de contrastes, festivo, místico y esencial. Y un libro de fotografía que está a la altura de los grandes del arte de la imagen.
Lita Cabellut

‘Cuéntame algo bueno’ Alfredo Urdaci conversa con 43 mujeres excelentes

Cuéntame algo bueno. . En el libro han participado, por ejemplo, la pintora Lita Cabellut, las filósofas Victoria Camps y Marina Garcés, la Directora de la Academia de la Historia, Carmen Iglesias, la capitán del Ejército del Aire, Rosa García Malea, la periodista Rosa María Calaf, la presidenta del Grupo Eulen, María José Álvarez, Cayetana Álvarez de Toledo, Miriam Tey, la fotógrafa Isabel Muñoz, las científicas Damiana Álvarez, Elena García Armada, María Victoria Fonseca, la doctora Inmaculada Sierra, la editora Beatriz de Moura, Maite Pagaza, Brenda Escobedo, la directora para España y Portugal del banco Julius Bär, Carolina Martínez Caro y las abogadas Pilar Menor y Romana Sadurska, entre otras.
GERED MANKOWITZ

De los Rolling Stones a Jimi Hendrix, la fortografía de Gered Mankowitz

Gered Mankowitz es un fotógrafo británico, autor de algunas de las imágenes con valor de icono del siglo XX. Gered recuerda que la primera persona que le introdujo en la fotografía fue el actor Peter Sellers. Sellers era amigo y socio de su padre. Un domingo, durante una comida familiar, el actor tomó algunas imágenes de los Mankowirtz con una Hasselblad que había comprado y de la que se mostraba entusiasta. A Gered le fascinó todo el proceso, desde la captura a la impresión, pasando por el revelado de los negativos. "Peter Sellers captó enseguida mi interés y me introdujo en los secretos técnicos de la cámara. Yo estaba tan feliz que desde entonces esa cámara para mí pasó a significar risas y felicidad".
Matías Costa

Matías Costa, fotógrafo del desarraigo

La Comunidad de Madrid dedica una exposición retrospectiva al fotógrafo Matías Costa. Incluye siete series fotográficas, realizadas en diferentes lugares del mundo, que abordan temas como el desarraigo, la frontera o la orfandad. Son tres décadas de trabajo, desde Ruanda y Panamá a Valdemingómez, en unas imágenes en las que Costa aborda puntos de vista fotoperiodísticos, autorales y autobiográficos.
me mine

La vuelta al mundo en 44 desnudos de Alexandra Leese

El último proyecto de la fotógrafa Alexandra Leese, Me + Mine (Yo+ Lo Mío), explora la relación que tienen las mujeres con sus cuerpos: desde Hong Kong hasta Brasil, a través de Zoom. “Las fotos dicen: esta soy yo y mi cuerpo es mío”, dice la fotógrafa Alexandra Leese en su último proyecto Me + Mine, que surgió en abril, durante las primeras semanas del confinamiento.
Foto de Julia Fullerton Baten

Julia Fullerton-Batten y la fotografía de los cuentos del viejo Támesis

Alemana de Bremen, Julia Fullerton-Batten vive desde hace más de 30 años a orillas del Támesis. Como el segundo río más largo del Reino Unido, el Támesis ha sido históricamente la principal línea de comunicación, transporte y alimentación no solo para Londres, sino para siete condados diferentes de Inglaterra. Los ingleses lo conocen como el Viejo Padre Támesis. Al entrar en contacto con el entorno del río, Julia quedó fascinada por los acontecimientos que se han producido en este húmedo escenario a lo largo de la historia. “El Támesis está plagado de muchas historias individuales interesantes”, afirma.
john alexander

El último de los cazadores, fotografía de aventuras en Mongolia

Mongolia es un lugar remoto en el mundo. Una de esas regiones donde todavía es posible la aventura. En el caso del fotógrafo John Alexander, el viaje comienza en la capital, Ulan Bator. Su viaje fotográfico va en busca en la cultura Kazakh, en las llanuras desiertas de la meseta de Altai, en el oeste del país. Un lugar donde las temperaturas en invierno pueden llevar a los 35 bajo cero, donde las plantas, de cualquier tipo, son escasas, y donde todo viaje se hace a pie, o en el mejor de los casos a caballo.
cooper y gorfer

Cooper y Gorfer, la utopía entre paredes plegables

Sara Cooper y Nina Gorfer son dos fotógrafas que trabajan a dúo. Sara es norteamericana y Nina austríaca. Se encontraron en Gotemburgo, Suecia. Antes de dedicarse a la fotografía pasaron por la arquitectura, por la producción musical, y por la construcción de decorados para fotografía artística. Juntas han desarrollado un trabajo innovador, que trabaja sobre las texturas y los decorados, y que compone sus fotografías como collages. Sus temas giran en torno a la mujer. Durante los últimos catorce años, Cooper & Gorfer han viajado por Argentina, Islanda, Qatar o Kirguizistán, para explorar el mundo de la mujer: costumbres, cuestiones relacionadas con la memoria, con las migraciones, con la identidad.
Hengki Koentjoro

La fotografía del silencio místico de Hengki Koentjoro

Hay fotógrafos que siguen la máxima de que menos es más. Lo llaman minimalismo. Es una estética muy próxima al espíritu...
Invierno Escocia

La cruel belleza del invierno en las Highlands de Escocia

Ruairidh McGlynn es un fotógrafo escocés al que le gusta explorar las Highlands. Cuando deja su trabajo más comercial, su mundo propio está en la aventura. Explora las ideas del tiempo, de la memoria, de la relación entre el hombre y la naturaleza. Las montañas, los lagos, fortalezas solitarias, o casas perdidas en lo más remoto del monte, rodeadas por bosques de pinos. McGlynn busca en esta serie ofrecida por Hasselblad la luz de las Tierras altas, lo más crudo del invierno, un paisaje desierto, o casi desierto, con figuras humanas minimizadas por un paisaje de colosos.
adrian tomadin

36 Mujeres, 36 Historias, de cómo la fotografía Boudoir devuelve la seguridad a pacientes...

Adrián Tomadin es un argentino que vive en España desde hace 20 años. Es fotógrafo, como él mismo dice, de profesión y también de pasión. Y entre sus especialidades está el género de la fotografía Boudoir. El Boudoir, recuerda Adrián Tomadin, era la habitación de las mujeres de clase alta donde se vestían, donde se maquillaban. Un lugar adyacente al dormitorio principal. La fotografía asociada a ese ambiente busca revelar el lado más femenino, elegante y sensual de la mujer. Son fotos de mujeres para mujeres, dice Adrián. Un género muy popular en los Estados Unidos, en el norte de Europa. Las mujeres, en algún momento de su vida, quieren imágenes de este tipo. Por eso Tomadin ha convertido el género en una forma de terapia, en un camino para devolver la seguridad a mujeres que han sufrido los efectos devastadores del cáncer y de las terapias asociadas a la enfermedad.
danny lyon

Danny Lyon y la destrucción del bajo Manhattan, una poética del derribo

El final de una ciudad. Es uno de los ensayos fotográficos más relevantes del siglo XX. En las fotografías que cuelgan en el ICO de Madrid hay un aire que recuerda, de forma inmediata, a las imágenes de Eugène Atget de aquel París del siglo XIX que moría en el silencio de las ciudades deshabitadas. Lyon retrata la ciudad vacía antes de la muerte, antes de ser desmontada para cambiar de forma. Toma imágenes pero también lleva un diario sobre ese rito funeral. Documenta la demolición de 24 hectáreas de lo que fuera el centro histórico de Nueva York. Edificios construidos en el siglo XIX. Casas bajas. De dos a cuatro alturas. Son desmontadas por un ejército de obreros y metalúrgicos. Pero antes son habitadas por rebuscadores de oportunidades.

CONECTA CON NOSOTROS

6,069FansMe gusta
1,543SeguidoresSeguir
1,780SeguidoresSeguir

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Bajo la piel de Susana Rodríguez Lezaun

‘Bajo la piel’, descubriendo a Marcela Pieldelobo

Susana Rodríguez Lezaun vuelve a deleitar a los amantes del género noir con su nueva ficción. Se titula Bajo la piel y es de esas historias que no defraudan. Está brillantemente escrita e hilada y nos descubre una protagonista fascinante llamada Marcela Pieldelobo. Sin duda, una apuesta una apuesta más que segura para todos los que disfrutamos con este tipo de lecturas.
Entrevista a Dani Ferrairó, autor de El suicidio de Willy Malpica

Dani Ferrairó «El suicidio de Willy Malpica es la culminación de un proyecto»

Dani Ferrairó ha publicado recientemente El suicidio de Willy Malpica, un thriller con toques de suspense del que ya está está...
Prado negro

‘Prado negro’, el olvido de los otros de Manuel García

Ver, oír, tocar y "sabotear el tiempo en el fondo de su vaso diario de aguardiente". Así escribe Manuel García sobre las cosas importantes que forman parte de su libertad. El secreto, apunta en el prólogo, está en "ese olvido dichoso de los otros". Ajenos a los mensajes encerrados en una botella en el mar, a las cartas certificadas, a los mail que nunca piensa contestar. Los poemas de Prado negro giran en torno al paisaje, a la vida telúrica de las rocas, o al azahar que suspende el tiempo, a la mirada fascinaba que contempla la nieve y sus formas, a la muerte, a la muerte, al vino y a la escritura.