Inicio Etiquetas Literatura francesa

Etiqueta: literatura francesa

Una guía para entrar en el «continente Proust»

proust
Proust: guía de la Recherche. Alberto Beretta Anguisola. Traducción de José Ramón Monreal. Editorial Elba Proust es un autor, como los grandes autores, inagotable. Es probable que el lector que no haya entrado en ese "continente Proust" se sienta abrumado ante el tamaño de la empresa de abordar la lectura de En busca...

‘Que no te quiten la corona’, de Haenel, o el milagro que nos salva

haenel
El Jean de Haenel es un sociópata, un tipo que vive solo, y que dedica sus días a cultivar una obsesión por Herman Melville y su ballena. Jean ha escrito un guion al qu ha titulado El gran Melville. La primera frase de la novela nos pone en situación mental: "En aquella época yo estaba loco" Loco como Ahab. El protagonista piensa que solo Michael Cimino podrá apreciar el destello de verdad que hay en su historia, y se lanza de una forma compulsiva a la búsqueda del director de El cazador y La puerta del cielo.

Lo que Proust le escribía a su vecina

proust
Marie Williams era vecina de Proust en el Boulevard Haussman. Ya intuimos que Proust no debía de ser un vecino cómodo. Para escribir la monumental novela En busca del tiempo perdido, forró su habitación de corcho con el objetivo de que no entrar en ella ningún ruido que le perturbara, que le distrajera de la exploración en el mundo interior de sus recuerdos. Un gran crítico dijo que la literatura de Proust es como la luz que proyectan las vidrieras medievales en el interior de una catedral, por ejemplo la de Reims, que se nombra en estas cartas. Proust, sensible hasta el extremo. Proust vivía en el primero. La señora en el tercero. En el segundo tenía su consulta el doctor Williams, el marido de Marie, dentista.

‘El quepis y otros relatos’, las estrategias de la seducción y el sexo en Colette

Colette
El quepis y otros relatos. Colette. Traducción de Núria Petit. Acantilado Los cuatro cuentos de Colette reunidos en este tomo que preside El quepis (Le Kepi) siguen el orden y la composición de la misma obra editada en Francia por Fayard cuando Colette contaba setenta años. Su vida como escritora estaba hecha,...

‘Un Raskólnikov’, el peso de la culpa

Un Raskólnikov
En la estela de Dostoievski, Emmanuel Bove escribe esta novela breve de aire alucinado, hipnótico, obsesivo, en la que se cuenta el descenso a los infiernos de Changarnier y su novia Violette. Viven en los bajos fondos de una ciudad que el lector imagina que es París, por la nieve, por la humedad, por lo sucio. Buscan quién les page la fiesta o les preste una cama. “Todo el mundo en esta tierra tiene dinero amor y satisfacciones, menos nosotros -dice Changarnier-. Todo el mundo va, viene y vive menos nosotros”

Vuelve Cendrars con ‘Panorama del hampa’ y ¡es una fiesta!

Panorama del hampa. Blaise Cendrars. Editorial Trapisonda Y lo que tenemos como novedad son una serie de texto publicados en 1934 en el diario Excelsior con el título genérico de Les Gangsters et la mafia. La hora de Francia era convulsa. Excelsior publicaba en paralelo a los artículos de Cendrars, las novedades sobre...

CONECTA CON NOSOTROS

6,069FansMe gusta
1,543SeguidoresSeguir
1,780SeguidoresSeguir
- Ad - An image

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

asalto a la democracia

‘Asalto a la democracia’, una revolución de resultado imprevisible

Asalto a la democracia. Jaime Ignacio del Burgo. Editorial La Esfera de los libros
gran renuncia

El fenómeno de la Gran Renuncia llega a España

Nuevas generaciones con intereses diferentes, (Millenials y Generación Z), la consciencia postpandemia de la brevedad de la vida y el aumento de...
Pérez Siquier

Pérez Siquier, el cazador de imágenes

Un cazador. Era banquero y dejó la caja, los balances y el arqueo de la contabilidad para dedicarse a su pasión: la fotografía. La descubrió en las calles de La Chanca, el barrio de Almería que cuelga de la Alcazaba. Eran los años 50. Finales de la década. Pérez Siquier se adelantó a la curiosidad de Goytisolo, que publicó su novela/reportaje en París en el año 62. En España no se publicaría hasta veinte años después, en 1981. A Goytisolo le declararon persona non grata por aquel relato de las condiciones infrahumanas en las que vivía aquella gente. Nada especial esa declaración si tenemos en cuenta que un alcalde, después de leer su otro libro de viajes, Campos de Níjar, prometió colgarle de los testículos si volvía a aparecer por aquella tierra. No estaban para bromas.
Flipboard