corral cervantes

Manuel Dorado publicó hace 3 años «El efecto Midas» con gran éxito por parte de la crítica y del público, de ella y de sus nuevos proyectos nos habla en esta entrevista a Fanfan.

Conociendo a Manuel Dorado

En primer lugar quería agradecer que concedas esta entrevista a Fanfan. Una de las primeras preguntas que me gusta plantearle a los escritores es ¿cuándo surge esa vocación de escritor? ¿Siempre te has querido dedicar a esto?

La vocación ha estado siempre. Aunque no siempre quise dedicarme a la escritura profesionalmente. También pintaba, de niño, y componía cuando era adolescente, y me presentaba a concursos de inventores… La vocación creativa siempre me ha impulsado y terminé estudiando ingeniería aeronáutica, que es otra profesión creativa.

Un día, siendo ya ingeniero, decidí que mi vocación de escritor no debía quedarse en una más de mis aficiones, sentí que podía y debía materializar la escritura de forma profesional. Y me puse a ello.

 Opino que todo oficio requiere formación y entrenamiento, incluido el de escritor. Y, como buen ingeniero, cabeza cuadrada, me formé: escribí y asistí a clases de narrativa durante varios años. Y ahora tengo la suerte de poder dedicarme profesionalmente a mis dos grandes vocaciones.

Manuel has publicado numerosos relatos pero hasta el momento solo una novela “El Efecto Midas”, con la cual has obtenido numeroso reconocimiento ¿Qué diferencias hay a la hora de escribir en ambos formatos?

El relato requiere un mayor esfuerzo de síntesis y precisión, aunque, de forma engañosa, parezca más dado a la idea feliz y al lirismo espontáneo; es más milimétrico (Carver corregía más de 30 veces).

Foto de Manuel Dorado, autor de "El efecto Midas"
Foto de Manuel Dorado, autor de «El efecto Midas»

Esto es una desventaja frente a la novela; pero en relato, como contrapartida, encuentro más libertad expresiva y estilística, porque no tengo que atarme durante mucho tiempo a una técnica; puedo experimentar y así, si una idea requiere una prosa menos cómoda, una voz o un tono con el que yo no me haya atrevido nunca, los puedo probar, repetir, reescribir y ajustar hasta conseguir que el texto sea el adecuado para contar la historia.

 No voy a decir que en novela no se deba hacer lo mismo: adaptar el texto a la historia, pero la novela permite alguna relajación estilística y argumental. Por otra parte, la novela requiere estructura, planificación, decisiones previas muy meditadas. Y las novelas de género tienen reglas impuestas por el propio género.

 Esa es su desventaja: uno se la juega con cada decisión. En una de mis novelas, que espero que pronto vea la luz, tuve que reescribir 150 páginas porque me di cuenta de que el tiempo verbal del narrador hacía lentos y poco espontáneos los pensamientos de algunos personajes y las escenas requerían mayor velocidad.

Con todo, pienso que cada historia tiene su propia dimensión y no se debe forzar ni recortar ni alargar. El formato debe estar al servicio de la historia.

El efecto Midas y sus próximos proyectos

El Efecto Midas llegó a ser número 1 en Amazon durante un año, además de convertirse en Mejor libro revelación en 2017, eso sin ser publicado por ninguna gran editorial a nivel nacional ¿qué supuso eso para ti?

Ser reconocido por el público y por la crítica es una indicación de que uno está siguiendo el camino correcto. Sobre todo, cuando no hay una editorial detrás, no se puede decir que hay alguien que apueste o que arriesgue por tu texto, que lo valide como publicable.

En estos casos solo el público y los críticos pueden “aprobar” lo publicado. El público me mantuvo en ese número uno y el premio me lo concedió un portal web muy profesional y respetado: “Ni un día sin libro”, que, obviamente, expone su prestigio cuando señala o premia un libro.

 Además, la novela fue seleccionada en la sección literaria del Festival de Cine de Sitges. Todos estos reconocimientos me dieron exposición y relevancia y, finalmente, conseguí un contrato con la editorial Sonolibro, que ha producido y publicado el audiolibro recientemente.

De la publicación de tu última novela han pasado ya más de 3 años ¿cuándo tendremos la oportunidad de volver a leer algo tuyo? ¿Tienes alguna historia en mente y si es así, tendrá relación con tu anterior publicación?

Tengo un libro de relatos y estoy escribiendo otra novela, pero sobre todo estoy concentrado en Los Hijos de Eva, mi segunda novela, de la que acabo de terminar las últimas revisiones con mi correctora. Coincide con mi novela anterior en el género principal, se trata de un tecnothriller internacional.

Portada de «El efecto Midas» de Manuel Dorado

Es una trama que se desarrolla en Europa, África, Asia y, sobre todo, Estados Unidos. Expongo a los personajes al dilema de conseguir al ser humano perfecto y si esto podría acabar o no con el ser humano actual.

Este tema lo intento desarrollar en una trama de sectas e investigadores del FBI, con dosis muy medidas de acción y aventura, de forma que las reflexiones estén imbricadas con la propia trama y el conjunto resulte ameno para el lector. En esta mezcla de trama y reflexión también coincide con mi novela anterior.

¿Qué es El efecto Midas?

Debo de confesarte que yo no he tenido el placer de leer tu novela, pero al buscar información para hacer la entrevista solo he visto críticas maravillosas, supongo que eso gusta como escritor ¿pero también abruma?

En algunas ocasiones, sí, cuando la crítica positiva viene de un medio de prestigio sí abruma un poco. Incluso algunos comentarios de lectores que se vuelcan en elogios, también. Aunque los agradezco mucho. Y he de decir que también he recibido algún comentario crítico sobre algún aspecto de la novela. Estos últimos me ayudan a reflexionar.

Para todos aquellos que como yo no hemos leído la novela “El Efecto Midas” danos razones del porqué sí deberíamos hacerlo, ¿qué podremos descubrir en ella?

Pienso que El Efecto Midas desarrolla una idea que puede resultar muy interesante, que deja pensando al lector y que lo hace, además, de forma amena y nueva. La historia no es nueva, pero el enfoque contemporáneo y novedoso sobre la paradoja del rey Midas suele sorprender y gustar a mis lectores, y así lo expresan.

Por otra parte, esta es una novela multigénero o, como dicen ahora los modernos, crossover: toca géneros como ciencia ficción ligera, fantasía paranormal, thriller político, aventura clásica, intriga psicológica y romance. La cercanía a tantos géneros creo que puede suscitar el interés no solo de los lectores de thriller o tecnothriller sino de un público mucho más transversal y amplio.

La autopublicación: ventajas e inconvenientes

La novela fue autopublicada, ¿qué ventajas ofrece eso cómo escritor? ¿Te gustaría seguir en esa dinámica?

La ventaja de la autopublicación es la libertad absoluta sobre la obra. Desde el diseño de la cubierta a los acabados de encuadernación, las presentaciones, marketing online, plataformas de venta, promociones, ediciones, traducción (la novela ya está en el mercado estadounidense, traducida al inglés)… todo lo he decidido yo y lo he ejecutado yo. Salvo los trabajos de corrección, traducción, gestión editorial y parte del marketing, para los que contraté a profesionales, claro.

Creo poder expresar sin rubor que el éxito de esta novela se debe al trabajo como escritor y también a mi labor para hacerla visible. Esa es la gran ventaja: yo la hice visible. Una gran novela mimetizada en un estante de librería o metida en la caja de cartón de un distribuidor es, sencillamente, una gran novela invisible. Y los libros invisibles no se leen. Una gran novela no leída.

Manuel Dorado nos cuenta las ventajas e inconvenientes de tener un libro autopublicado

 El mercado editorial, y aplica tanto al convencional como al independiente, está atestado de grandes novelas invisibles. No soy quién para decir que mis novelas son grandes, desde luego, pero haré todo lo posible para que no sean invisibles.

Y en cuanto a seguir siendo independiente, no, no nos engañemos, no deseo ni deseaba antes ser indie. Preferiría tener un editor. Creo en la función y el valor añadido de los editores y creo que una gran editorial podría haberlo hecho incluso mejor que yo para que mis novelas llegasen a su público objetivo.

Por supuesto, como cualquier escritor, tengo gran interés en publicar mi próxima novela con una editorial, pero si no lo consigo, sé lo que tengo que hacer para que mi obra sea visible. Ya lo he hecho antes.

Recomendaciones literarias

Y por último, si tuviéramos que decir: “Manuel Dorado escoge como lectura…”  ¿qué libros nos recomendarías leer? ¿Cuáles son para ti tus preferencias a la hora de escoger próxima lectura?

Recomiendo mucho alternar a los grandes maestros de la literatura universal (así como suena) con las novedades editoriales. Y cambiar mucho de género y estilo, y leer algún ensayo y poesía también. Recomiendo muchísimo buscar lecturas incómodas a las que nunca nos acercaríamos.

Muchos amigos rechazan leer “alta literatura” con el prejuicio de encontrar algo demasiado sesudo y quizás aburrido. Todo lo contrario: el buen escritor, el maestro literario, hace pensar y sentir sin que el lector lo note.

Libros recomendados por Manuel Dorado, autor de "El efecto Midas" para leer
Libros recomendados por Manuel Dorado, autor de «El efecto Midas» para leer

Citaré algunos, apropiados para estos tiempos de cuasi distopía que vivimos: La carretera de Cormac McCarthy, el indispensable 1984 de Orwell, y uno inquietante: El desierto de los Tártaros, de Dino Buzzati. También recomiendo el ensayo Sapiens de Yuval Noah Harari.

Todos estos son libros profundos y tremendamente amenos. Y para el que no se fíe y prefiera entretenimiento puro, un thriller reciente de una autora española que a mí me encantó: El silencio de la ciudad blanca, de Eva García Sáenz de Urturi, que por lo que sé también empezó siendo indie.

Si quieres estar al día de la actualidad de FanFan y enterarte antes que nadie de todo lo que publicamos, síguenos en nuestras redes sociales: FacebookTwitterInstagram, Ivoox, Spotify y YouTube.

Dejar respuesta

¡Deja un comentario!
Nombre