Anthony Vaccarello apunta a un gran regreso al lujo para la colección AW21 de Saint Laurent. La semana pasada, se informó que la moda de lujo había regresado, a lo grande. En la especie de montaña rusa que fue el año 2020 encerrados en casa como estuvimos y ningún lugar adonde ir, el mercado de lujo sufrió la catástrofe de la pandemia como todo lo demás, desde la vida nocturna hasta el fútbol en los estadios. Pero con los ingresos por ventas aumentando en un 32 por ciento en Kering, el  grupo que integra Saint Laurent, Gucci y Balenciaga, parece que  el mundo del lujo puede empezar a respirar aliviado: es hora de empezar a verse bien.

¿Y qué mejor cambio de tempo que la colección Otoño/Invierno21 de Anthony Vaccarello para Saint Laurent hoy? Con un trasfondo elemental de olas rompientes, vientos helados y montañas rocosas, la presentación digital fue una celebración emocionante de lo que está por venir; un espejo optimista hacia el futuro cercano, donde las pistas de baile están llenas y los raves no cesan

saint laurent

Si la colección de la temporada pasada fue muda como guiño silencioso al romanticismo a través de dos piezas completamente negras, formas de los años 60 y cortes sensuales, el regreso de Vaccarello es todo lo contrario. El color se utiliza en abundancia: rosa fuerte, verde lima, azul eléctrico, todo. Pero el verdadero testimonio de la vertiginosa emoción del director creativo por la realización de un placer pospandémico es su uso excesivo de la ostentación, un poco como los locos años veinte, se podría decir.

Donde podrían percibirse como groseras, sus referencias al estilo OTT del músico de culto Peaches a finales de los 90 y principios de los 2000 tienen un sentido perfecto, o imperfecto. Las chaquetas están profusamente bordadas con  hilos metálicos brillantes, los pendientes representan gruesas gotas de diamantes y las perlas son gruesas y de gran tamaño, superpuestas con gargantillas de oro y colgantes.

saint laurent

De manera similar a  la temporada de Primavera/Verano 21, Vaccarello apunta a la emancipación de la ropa femenina de los 60, con  minifaldas, vestidos  trapecio y la libertad que revolucionaron la década, y las que las precedieron. Pero mientras la temporada pasada se centró en cinturas altas y  la temporada Otoño/Invierno21 lleva los códigos burgueses a sus límites vulgares. Los dobladillos de piel, los adornos pesados ​​y las chaquetas de tweed se convierten en una actuación, un emblema teatral del disfraz.

En las notas del programa que acompañan a la colección, Vaccarello recalca que «los asuntos serios te empujan a tomar otras cosas con menos seriedad«. Pero para Saint Laurent esta temporada, se trata de encontrar el equilibrio mientras «se mantiene al límite«. Si  su avance  de lo que vendrá es lo que nos espera, estaremos felices de seguir esperando.

Fanfan y Ludiana te mantienen al día de las novedades en entretenimiento, y te ofrecen servicios de comunicación y herramientas estratégicas para gestionarla. Si quieres estar al día de la actualidad de FanFan y enterarte antes que nadie de todo lo que publicamos, síguenos en nuestras redes sociales: FacebookTwitterInstagramIvooxSpotify y YouTube.

Dejar respuesta

¡Deja un comentario!
Nombre