La película que escandalizó y fascinó a crítica y público en 1996 cumple 25 años. Tras un cuarto de siglo sigue provocando reacciones contradictorias

Ya hemos hablado en estas páginas de Crash, transferida a 4K con el visto bueno del David Cronenberg y de Peter Suschitzky. También hemos comentado que, en su vigésimo quinto aniversario, se reestrenaba en las pantallas españolas gracias al amor por el cine de a contracorriente films. Pues bien, si en 1996 se llevaba en Cannes el Premio Especial del Jurado, esperemos que triunfe en nuestras pantallas tras su reestreno el pasado viernes en las salas de España.

Sinopsis de Crash

Basada en la novela homónima de J. G. Ballard, Crash nos presenta a James. Éste, un prestigioso científico en crisis personal y profesional, sufre un accidente de coche en el que también se ve afectada la mujer de otro vehículo, Helen. Ambos han de pasar un tiempo en el hospital y, a partir de entonces, comienzan a sentir una extraña y poderosa atracción mutua. James se precipita a un mundo perverso y peligroso en el que se mezclan el sexo, los coches y la muerte.

Comentario

Gabrielle y sus prótesis jugando con un Mercedes, Crash
Gabrielle y sus prótesis jugando con un Mercedes

Describir a Cronenberg como perturbador parece tan absurdo como decir que un cuadrado tiene cuatro lados. Pero a pesar de esto, Crash resulta especialmente perturbadora.

Hay que reconocer el atrevimiento de Cronenberg para rodar esta cinta. Muchas escenas pueden resultarnos poco aceptables, y en su momento fueron un escándalo. Aunque hemos de admitir que en la actualidad, una época supuestamente más tolerante pero llena de corrección política, simplemente le resultaría imposible filmar esta película. Y por supuesto Lincoln o Mercedes no permitirían que sus automóviles se utilizaran como elemento esencial de la historia.

Aunque proliferan las escenas claramente sexuales, éstas no especialmente explícitas. Pero no es tanto la cantidad de carne en la pantalla como las sensaciones que transmite. Por un lado el sexo como medio de comunicación por sí mismo, sin mirarse a la cara. Y por otro lado la violencia que subyace en las relaciones. Hay elementos de dominación, el cuero, los corsés, las prótesis… pero va más allá, está las propias prácticas sexuales que dejan huellas en la carne de sus participantes.

No podemos negar su magnetismo. Por muy tradicionales que seamos, sus imágenes nos atrapan, como el precipicio atrae a quién tiene miedo a las alturas. Los cuerpos entrelazados y la violencia de los encuentros nos evocan por momentos los hierros retorcidos de los automóviles accidentados.

Catherine y James teniendo sexo tras un accidente
Catherine y James teniendo sexo tras un accidente

Pero al mismo tiempo nos preguntamos por la intención del director. ¿Es una reflexión sobre una sociedad corrupta? ¿Sobre la gente con demasiado tiempo y dinero que se aburre y busca lo que sea para encontrar nuevos estímulos? ¿O hay un mensaje como el sexo como forma satisfactoria de relación, sin otros elementos asociados? ¿Y si sólo es un puro ejercicio estético y de provocación?

Si el lector busca un cine diferente, con una estética sofisticada y sórdida al mismo tiempo, si busca imágenes y sensaciones fuertes y salir de la sala con más preguntas de las que entraba, Crash es su película.

Tráiler

Tráiler de Crash

Ficha técnica de Crash

  • Director: David Cronenberg
  • Guion: David Cronenberg, J.G. Ballard
  • Reparto: James Spader, Holly Hunter, Elias Koteas, Deborah Kara Unger, Rosanna Arquette
  • País: Canadá
  • Duración: 100 minutos
  • Música: Howard Shore
  • Fotografía: Peter Suschitzky

Cartel

Cartel de Crash
Cartel de Crash

Fanfan  te mantiene al día de las novedades en entretenimiento, y te ofrece servicios de comunicación y herramientas estratégicas para gestionarla. Si quieres estar al día de la actualidad de FanFan y enterarte antes que nadie de todo lo que publicamos, síguenos en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter, InstagramIvoox, Spotify YouTube

Dejar respuesta

¡Deja un comentario!
Nombre